www.trabajar-en-hessen.es

Dónde aprender alemán

I love to learn © Ximagination | Dreamstime.com

El Gobierno alemán ofrece una serie de programas para fomentar el desarrollo y el uso del idioma alemán en el extranjero. Estos programas van dirigidos específicamente a los centros de formación para adultos, universidades y colegios alemanes en el extranjero. Entre los socios que cooperan con el Gobierno en estos programas se encuentran el Instituto Goethe, el Servicio Alemán de Intercambio Académico (DAAD) o la cadena de radiotelevisión Deutsche Welle (DW). Para obtener más información sobre estos programas, consulte http://www.auswaertiges-amt.de/EN/Aussenpolitik/KulturDialog/Sprache/DeutscheSprache_node.html

Cuando esté en Alemania contará con una amplia variedad de opciones para aprender alemán. En el marco de la ley de inmigración aprobada hace algunos años, el Gobierno federal ha creado una serie de cursos de integración. El componente lingüístico incluye 600 horas de clase en una escuela de idiomas local, y los participantes pueden asistir de 5 a 25 horas a la semana. Si le admiten en uno de estos cursos, solo pagará 1,20 euros a la hora. Si desea más información, vaya a la página www.bamf.de/DE/Willkommen/DeutschLernen/deutschlernen-node.html o pregunte en la escuela de idiomas de su barrio.

Otra opción popular es apuntarse a clases de alemán en una Volkshochschule (VHS), que es una institución pública de formación para adultos que ofrece cursos de idiomas a precios bastante económicos. La red de VHS se extiende por todo Hessen. Para obtener más información, consulte la página www.vhs.de/de/volkshochschulen-in-hessen.html

Sin duda, una de las mejores opciones para aprender alemán es inscribirse en un curso del Instituto Goethe, que cuenta con 135 filiales en 91 países. En Hessen, el Instituto Goethe de Fráncfort ofrece un amplio abanico de cursos para todos los niveles. Si desea más información, consulte la página www.goethe.de

www.trabajar-en-hessen.es

Aprender alemán

No se haga ilusiones: aprender un idioma extranjero lleva mucho tiempo. La mayoría considera que el alemán es un idioma más difícil de aprender que el español o el inglés, y quizás a la par con el francés. Cualquiera que haya lidiado con la complicada gramática, la inusual estructura de las frases y las palabras compuestas, estará de acuerdo. Muchos adultos que aprenden alemán se enfrentan a bloqueos psicológicos, así que le ofrecemos aquí una lista de consejos para ayudarle a utilizar activamente sus nuevos conocimientos y avanzar más deprisa en sus estudios.

1. Que no cunda el pánico: sea consciente de que pasará por momentos de frustración, especialmente si el alemán es el primer idioma extranjero que aprende. No se desanime. Tiene que concentrarse en aprender el idioma y aceptar que al principio no podrá expresarse con soltura. Hable acerca de cómo se siente con su profesor de alemán o sus compañeros.

2. Busque a alguien con quien practicar: a cambio, su compañero alemán de intercambio (Sprachen-Tandem) podrá poner en práctica sus conocimientos en el que sea su idioma materno. Acuerden hablar la mitad del tiempo en alemán y la otra mitad en su idioma materno y convierta el intercambio en una experiencia agradable: vayan al cine, encuéntrense en un café o prepare su comida favorita.

3. Haga preguntas: los adultos que aprenden un idioma extranjero suelen tener miedo a cometer fallos. No tenga reparos en preguntar si no ha entendido algo que ha oído o leído. Parece muy sencillo, pero a veces resulta harto difícil hacer preguntas del tipo: «¿Qué significa esta palabra?» «¿Podría repetir la última frase?» «¿Ha entendido lo que acabo de decir?»

4. Corrige mi alemán: anime a sus amigos alemanes a que le corrijan. No tiene porqué avergonzarse: los errores le servirán para aprender. El truco radica en hacerse una nota mental de las correcciones sin perder el hilo de lo que estaba diciendo.

5. Oportunidades perdidas: hay demasiados estudiantes de idiomas que rehúsan utilizar activamente los conocimientos adquiridos. Póngase objetivos para obligarse a utilizar el alemán: ir a la panadería, hacer una llamada, comprar un billete de tren, etc.

6. Alemán por todas partes: deje la radio sintonizada en una emisora alemana, vea las noticias en televisión, vaya al cine en alemán, etc. Haga uso de los medios de comunicación en alemán que le rodean y sumérjase en el idioma. 

7. Tome la iniciativa: invite a cenar a algunos de sus amigos alemanes. Déles a probar la cocina de su lugar de origen y muéstreles sus costumbres.

8. Salga y relaciónese: para adaptarse a la vida en un país nuevo es importante que tome parte en las actividades locales y conozca la cultura local. Vaya a comprar al mercado semanal de su localidad o mire en el periódico qué festivales acogerá la ciudad próximamente.

9. Apúntese a un club deportivo: apuntarse a un club deportivo (Verein) es una excelente forma de entrar en contacto con todo tipo de gente y participar en un ambiente distendido. De hecho, lo mejor de ser miembro de un club es ir al bar con los compañeros después de un buen entrenamiento.

10. Saber antes de ir: nada podría serle más útil que adquirir conocimientos básicos del idioma antes de poner un pie en Alemania.

11. Inmersión total: debería esforzarse por "integrarse" para mejorar su alemán y abrazar por entero la cultura local. Si bien los alemanes a menudo querrán practicar sus conocimientos de español con usted, evite esta trampa si realmente quiere aprender alemán.

12. Ei Guuuude wiie?: puede resultar frustrante darse cuenta de que, a pesar de todo lo que ha aprendido, apenas entiende todavía a los nativos cuando hablan entre sí. Casi cada región de Alemania tiene su propio dialecto, y Hessen no es una excepción. Si bien el Frankforderisch o Hessisch no está tan extendido como otros dialectos (como por ejemplo el bávaro), deberá familiarizarse con la jerga local.